Piden solución a la crisis de los olivares

Productores claman por soluciones para la crisis de los olivares

La Unión de Agricultores y Ganaderos de Andalucía, COAG Andalucía, manifestó su profundo descontento con el gobierno español ante su inacción sobre el problema que enfrentan los olivareros. A diario pierden hasta 3 millones de euros, lo que supone una crisis histórica que se origina por la baja de los precios del aceite de oliva. Las tarifas no son rentables.

El llamado de atención lo hizo Miguel López, secretario general de la organización andaluza, quien reclamó que el ministro de Agricultura, Luis Planas, solo diga que está preocupado por la situación y que no haya tomado acciones específicas para solventar la crisis. La debacle se ha mantenido por varias semanas y “las pérdidas se sitúan en 85 millones de euros en un mes”, según ha dicho.

Para López, el ministerio no le ha dado la importancia pertinente al sector, que es uno de los más relevantes de España, y que solo en Andalucía genera el 40% del empleo agrario. El país ibérico es el principal productor de aceite de oliva en el mundo, que además posee una calidad destacada y forma parte del desarrollo social y económico de la región.

Olivares de España sufren

Aunque las causas de la baja en los precios no están completamente claras, el problema solo está afectando a España, pues en Italia y Grecia los precios son superiores. Incluso, dijo López, en Túnez también se paga más por su aceite de oliva. Es por ello que instó a Planas a buscar respuestas y acciones contundentes en la Unión Europea (UE) ante lo que calificó como un “sinsentido”.

Del 14 al 20 de marzo el aceite de oliva virgen extra se cotizaba en 2,38 euros el kilo, el virgen en 2,18 euros y el lampante en 1,86 euros. En Italia el aceite se comercializa en más de 6 euros el kilogramo, en Grecia a 3 euros y en Túnez a 2,68 euros.

Causas del hundimiento de precios

Según se ha mencionado, la crisis podría deberse a una especulación del mercado. Igualmente, López manifestó que los umbrales de costes de producción no se han modificado en unos 20 años. Por ello, aunque la rentabilidad se fue a pique, aún no se sitúa por debajo de esos umbrales que ya están obsoletos. Si estuviesen actualizados, se hubiese activado el “almacenamiento privado”, una medida que se aplica cuando los umbrales bajan.

Según estudios de organismos especializados, “el coste medio ponderado de producción de aceite de oliva en España es de 2.750 euros por tonelada”. Sin embargo, la tarifa establecida es de 1.779 euros por tonelada, en el caso del aceite de oliva virgen extra.