Viticultores  españoles se ajustan al cambio climático

Nuevos terrenos para el cultivo de uvas es parte de la solución que han conseguido los viticultores españoles para enfrentar el cambio climático. Muchos sembradíos han traslado los cultivos a zonas más altas. La idea es brindarle a las plantas temperaturas más frescas.

Tal es el caso de la familia Joaquín Gay de Montella Estany. Estos viticultores fabrican vino en la región de Cataluña desde hace más de 100 años. Actualmente, la bodega Torre del Vieque posee viñedos a unos 1.200 metros de altura, en los Pirineos. De esta manera buscan adaptarse al clima  resultante del calentamiento global.

En agosto el calor es abrasador. La situación ha hecho que se adelanten las cosechas de uvas en los últimos 10 años. En total se ha avanzado en unos 10 a 15 días. “Tenemos que cosechar a principios de agosto cuando el calor está en su punto máximo”, dijo a la AFP Jay de Montella Estani, propietario de la bodega ecológica.  Sus trabajadores recogen manualmente las uvas blancas en el viñedo de Bendes, con vista al mar y al 40 km del sur de Barcelona.

Leer más