El vino y el cava vivieron una optimista campaña navideña

El 2020, por las limitaciones de la pandemia de Covid-19, fue de grandes pérdidas para el sector vitivinícola. Sin embargo, en el 2021 se vivió una importante recuperación. Los espumosos y los vinos, especialmente, el cava, experimentaron un alza considerable en el consumo. La tendencia fue buena, aunque aún no se totalicen las cifras.

En las fiestas navideñas de este año  han hecho que los bodegueros se sientan optimistas. Las estimaciones de ventas se trasladan a los tiempos antes de la crisis sanitaria mundial. La facturación de la temporada representa el 30% de lo que se vende durante todo un año. En 2020 el porcentaje de comercialización del cava mermó un 14% y el del vino 20%.

Javier Pagés, presidente del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Cava, hay un crecimiento nacional e internacional. “Entre enero y septiembre, se vendieron 170 millones de botellas de cava, el 16,45 % más que en el mismo periodo de 2020, con un alza tanto en el mercado nacional como en el internacional. El cava exporta más de dos terceras partes.  Como destino destaca Estados Unidos, donde las ventas crecieron un 63 %, situándose como el segundo mercado por detrás de Alemania y por delante de Bélgica”, explicó Pagés.

Leer más

La uva española se blinda ante el cambio climático

Las olas de calor afectan negativamente el proceso de maduración de la uva. Esta situación ha planteado diversas alternativas para reducir ese impacto. Una de ella es la que aplica la bodega Recaredo de Sant Sadurní d’Anoia. Se trata de un sistema que ayuda a hacer más largo el ciclo normal de maduración de esta fruta.

Con la intervención del Institut Català de la Vinya i el Vi (Incavi) los productores han elaborado un proyecto de I+D. Se trata de cubrir filas de plantaciones de vides en espaldera con una malla especial para que tengan sombra cundo se incrementan las temperaturas. Pero hay varias medidas que se están tomando en España.

El cultivo de la Uva de Mesa Embolsada Vinalopó es muy particular. Las uvas, que tienen Denominación de Origen Protegida, se protegen con bolsas de papel. Por unos 60 días estas uvas de mesa están envueltas para conservar su particular proceso de maduración y resguardarse del cambio climático.

Leer más

Viticultores  españoles se ajustan al cambio climático

Nuevos terrenos para el cultivo de uvas es parte de la solución que han conseguido los viticultores españoles para enfrentar el cambio climático. Muchos sembradíos han traslado los cultivos a zonas más altas. La idea es brindarle a las plantas temperaturas más frescas.

Tal es el caso de la familia Joaquín Gay de Montella Estany. Estos viticultores fabrican vino en la región de Cataluña desde hace más de 100 años. Actualmente, la bodega Torre del Vieque posee viñedos a unos 1.200 metros de altura, en los Pirineos. De esta manera buscan adaptarse al clima  resultante del calentamiento global.

En agosto el calor es abrasador. La situación ha hecho que se adelanten las cosechas de uvas en los últimos 10 años. En total se ha avanzado en unos 10 a 15 días. “Tenemos que cosechar a principios de agosto cuando el calor está en su punto máximo”, dijo a la AFP Jay de Montella Estani, propietario de la bodega ecológica.  Sus trabajadores recogen manualmente las uvas blancas en el viñedo de Bendes, con vista al mar y al 40 km del sur de Barcelona.

Leer más