España apuesta por la modernización de los sistemas de riego para la campaña 2018-2025

Estadísticas recientes reflejan el auge del cultivo por el sistema de regadío en España. Es por ello que para la campaña de 2018 a 2025 los agricultores tendrán un respaldo importante del plan nacional. Las estrategias apuntan a las mejoras del riego y su modernización.

Al menos eso es lo que se desprende del programa estratégico de regadíos presentado este mes por el ministerio. Las acciones van dirigidas a la actualización de unas 800 mil hectáreas. Puntos como la reglamentación, apoyo financiero, generación de empleo y sostenibilidad también están contemplados.

La inversión prevista es de unos tres millones de euros. La cifra se divide en 2.452 millones de euros directamente del ministerio y 516 millones de euros de las comunidades autónomas. Vale recordar que en el periodo pasado un millón y medio de hectáreas se modernizaron. En total el requerimiento era de 2,3 millones de hectáreas.

Estrategias a seguir para mejorar el riego

Las metas propuestas por el Gobierno abarcan cinco temas fundamentales: Mejor uso de la energía y el agua, financiamiento adecuado, optimización de las normas y gobernabilidad, creación de puestos de trabajo y un bloque destinado a las innovaciones, educación y campañas para sensibilizar.

La práctica de cultivos extensivos será el foco central durante la campaña. Se plantea que este sistema que deja poca productividad en las zonas rurales más deprimidas, se vaya eliminando por uno intensivo. Para ello se realizarán las adecuaciones tecnológicas necesarias. La idea es que aumente la rentabilidad de las siembras y mano de obra.

Uno de los puntos que llama la atención dentro de las normativas, es el uso del agua. Se establece que es obligatorio el empleo de sistemas para medir el agua y tener acceso a los recursos que provee la Política Agraria Común (PAC). Igualmente se efectuarán auditorías regulares para evaluar cómo se distribuye el recurso hídrico y energético.

Una sola voz

Dentro de las acciones a tomar a través del plan nacional está aglutinar a los pequeños regentes en mancomunidades. Actualmente son unos ocho mil, por lo que se dificulta su atención desde el punto de vista administrativo. Agruparlos y garantizar que posean representantes ante las autoridades, es una necesidad que facilitará el trabajo.

Además, se prevé la creación de “centrales para comprar energía”. El objetivo es que se acceda al recurso de forma directa mediante subastas. Producir energía renovable para el autoconsumo aún no se da a gran escala, por ello surge la iniciativa que busca cubrir la demanda actual de riego.